Acción Humana Consulting GCC Disrupción Tecnología

Neuralink, de Elon Musk, quiere implantar chips en el cerebro humano en un año

La controvertida startup de neurotecnología avanza aceleradamente. Cuáles serían sus implicaciones

Hace unos años, la psicóloga cognitiva y filósofa Susan Schneider afirmó que el futuro distópico soñado por Elon Musk en el que los cerebros humanos y las computadoras se fusionaban en uno, daría como resultado un “suicidio para la mente humana”.
A pesar de toda la controversia que suscita el tema, desde entonces, los científicos e ingenieros que trabajan para el empresario multimillonario han avanzado mucho en esta línea.

La startup de neurotecnología propiedad de E. Musk, Neuralink, demostró ya el año pasado que su interfaz cerebro-máquina funcionaba en cerdos. Durante una demostración en vivo, se mostró señales neuronales en tiempo real de este animal al que se le implantó un chip en la cabeza.

Pues bien, la semana pasada, la compañía fue un paso más allá y mostró un experimento más sofisticado en el que un mono macaco llamado Pager con dos dispositivos Neuralink implantados en su cerebro hace 6 semanas, jugaba el videojuego ‘Pong’ con su mente. En el video, le dieron un joystick que estaba conectado a un videojuego en el que mueve un cursor a un cuadrado de color.

Mientras Pager usa el joystick, el chip Neuralink registra su actividad cerebral y la envía a una computadora para analizar lo que hace su cerebro cuando mueve la mano. Luego, el joystick se desconecta de la máquina, pero el mono continúa controlando el juego, y los chips Neuralink transmiten las señales cerebrales. “Al grabar información de varias neuronas e incluir su actividad en un algoritmo de decodificación, tenemos la posibilidad de predecir la intención del movimiento de Pager en tiempo real” afirmó la compañía.

Mientras que los fanáticos de Musk aplaudieron el último desarrollo de Neuralink, la prueba generó dudas y críticas de científicos y especialistas en ética de la tecnología.

En teoría, la misma tecnología podría usarse para dar a las personas el control de las extremidades sintéticas a través de un implante cerebral Neuralink, por lo que la compañía podría pasar de operar con monos a ensayos en humanos dentro de un año.

“Neuralink está trabajando muy duro para garantizar la seguridad de los implantes y está en estrecha comunicación con la FDA. Si las cosas van bien, podríamos hacer pruebas iniciales en humanos a finales de este año”, dijo Elon Musk.

Al igual que algunos investigadores de principios de la década de 2000, Musk prevé que los chips cerebrales implantables podrían algún día ayudar a las personas con trastornos neurológicos como Alzheimer o Parkinson a tomar el control de sus vidas y, finalmente, fusionar la inteligencia humana y la inteligencia de las máquinas para crear una especie de ‘super ser’. Y no solo eso, sino que esta tecnología podría remediar otras patologías como la depresión, la adicción, la ceguera o la sordera. Esto se haría usando el implante para estimular áreas del cerebro asociadas con estas condiciones.

Las interfaces cerebro-máquina también podrían tener aplicaciones más allá de lo terapéutico. Para empezar, podrían ofrecer una forma mucho más rápida de interactuar con las computadoras, en comparación con los métodos que implican el uso de las manos o la voz. Un usuario puede escribir un mensaje a la velocidad del pensamiento y no estar limitado por la destreza del pulgar. Solo tendrían que pensar que el mensaje y el implante podrían convertirlo en texto. Luego, el texto se puede reproducir a través de un software que lo convierte en voz.

Quizás lo más emocionante es la capacidad de una interfaz cerebro-máquina para conectar cerebros a la nube y todos sus recursos. En teoría, la propia inteligencia “nativa” de una persona podría aumentarse a pedido accediendo a la inteligencia artificial (IA) basada en la nube. La inteligencia humana podría multiplicarse enormemente por esto. Consideremos por un momento si dos o más personas conectaron sus implantes de forma inalámbrica; esto facilitaría un intercambio de imágenes e ideas de gran ancho de banda entre uno y otro. Al hacerlo, potencialmente podrían intercambiar más información en unos pocos segundos de lo que tomaría minutos u horas para transmitir verbalmente.

Pero algunos expertos siguen siendo escépticos sobre qué tan bien funcionará la tecnología, una vez que se aplique a los humanos para tareas más complejas que un juego de Pong. Incluso si la compañía de Musk tiene éxito en el frente tecnológico, las implicaciones sociales más amplias de un dispositivo cerebral para leer la mente serían complicadas.

Al mismo tiempo, sin una seguridad a prueba de balas, es posible que los piratas informáticos puedan acceder a chips implantados y provocar un mal funcionamiento o una mala dirección de sus acciones, con consecuencias fatales para la víctima.

About the author

Ainara Gomez

Ainara Gomez

Investigadora, Consultora Junior en Goethals, Entusiasta de nuevas tecnologías que contribuyan al bienestar de las personas.

Máster en Relaciones Internacionales Iberoamericanas
Universidad Rey Juan Carlos I (Madrid, España)
Máster en Economía Internacional y Desarrollo
Universidad Complutense de Madrid (Madrid, España)
Programa de intercambio Erasmus en Université d’Auvergne (Clermont-Ferrand, Francia)
Licenciatura en Administración y Dirección de Empresas
Universidad Pública de Navarra (Pamplona, España)
Programa de intercambio Sicue-Séneca en Universidad Rey Juan Carlos I (Madrid, España)

1 Comment

Click here to post a comment

Ticker

1 BTC = $54377.90 USD  (via Coinbase)
1 ETH = $4070.00 USD  (via Coinbase)
1 LTC = $347.79 USD  (via Coinbase)
Quotes delayed up to 2 minutes.

Indicadores Financieros

Estadísticas de Panamá

Media of the day

Advertisement

Conectate

Conéctate con nosotros a través de nuestras redes sociales oficiales, donde encontrarás las últimas noticias y más...

Translate »
error: Content is protected !!
0